SEGUN VIENE

Me cago en la ventura venturera de los besos traicioneros en las mejillas de un sábado caliente en occidente.

Se sirvan coño los azulejos escondidos en los sorbos de una inadecuada oportunidad inoportuna que se asemeja al ímpetu de tu mirada tras las cortinas mañaneras que se disuelven en el entorno de un caprichoso recuerdo en desventaja.

Claramente clarividente es el externo ahínco de la muchedumbre perpetuada en los trazos del día después de antes. Casi como ayer.

Que palidez retorcida se esconde en un miembro viril de forma consecuente en la inadaptada sensación de un fogón de madera vieja bajo la luz de la bandera.

Que ocasión verdadera la insinuante regadera de los abrazos inquietos tras el espanto de morir.

¡¡Acabáramos!!

 

P.D.

SEGÚN VIENE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.