El nirvana y la igualdad o…consecuencia de un fumadon

20180216_191309

Una vez alcanzado el nirvana (o estado de conciencia plena) las personas se igualan, sin tener para nada en cuenta su sexo, su color, su riqueza ni su físico. Una vez alcanzado ese estado superior, simplemente eres un ente liberado de todas las esclavitudes a las que estamos sometidos en nuestro día a día, y los miedos que florecen (debido a la exposición constante hacia otros seres, y también por el hecho de estar obligados a mantener unas apariencias y obligaciones) desaparecen.

P.D. Bueno que me he fumao un peta.

Sigo…

una vez bajado del nirvana, volvemos a separarnos y, vuelve a haber una diferencia entre un hombre y una mujer, y esto no es algo generalizado, pero me doy cuenta de que (y espero no se me considere machista por ello y vuelvo a recordar que no es una norma general, y pienso que seguramente en vez de decir hombre y mujer debería decir, hay personas que y otras que, pero permitirme la licencia de separar por sexooooos), la mujer (o hay personas que) simplemente viven el instante, no necesitan explicarlo posteriormente ni comunicárselo a nadie, solo lo viven. En cambio el hombre (o hay otras personas que), aparte de vivir el instante, necesitan explicarlo e incluso también comunicarlo o hacer eco de la experiencia vivida.

P.D.
Que podres pensar,

¡¡joder que pedante!!

Pero la verdad es que hay cosas que solo se pueden explicar de cierta manera.

Esto es como lo de…

+señor Guerra no podemos poner “quiero follarte bajo el agua y tener hijos”
-Bueno pues poned ” quisiera ser un pez para rozar mi nariz en tu pecera y hacer burbujas de amor por donde sea”

¿no es lo mismo no?
Pues si lo mismo sería que si esto lo explicara diciendo…” joder me he fumao un peta acompañado y menudo viaje”
Que por cierto el viaje no es igual si te lo pegas solo o acompañado, ya que siendo acompañado todavía la tarea (que es agotadora) se “agrava”, ya que uno no solo debe soportar sus propias envestidas para llegar a esa consciencia plena o nirvana, si no que también tiene que soportar las envestidas del otro. Una vez rebasada esa barrera de digamos (y no son las palabras correctas) reproches cariñosamente irónicos debidos a la compresión de ambos, se llega a la plena confianza y la verdadera suma de consciencias plenas.

Sigo…

Una vez llegado al nirvana en compañía, que también podría llamarse algo así como “no tener miedo a lo que piense o diga el otro” y después ya haber disfrutado de ese estado compartido, el hecho de separarte de tu ser físico cercano, familiar , amigos y demás, se crea tambien una especie de guerra entre un ser y otro, y ella(la guerra) es tan potente que la unica solución solo la tiene el sueño, el dormir.

P.D. Estoy fumando y estoy redescubriendo a mi ser místico. Ese que creó aquellas sinfonías sin pedir nada a cambio. Y es más, si no fueran las cosas como son, sería probable que mi dedicación a la creación musical se viera afectada por mis excesos o díganse sumisiones, y en otros muchos casos obligaciones…

En este mismo nirvana, cuando algo molesta, no se reprocha, si no que se deja pasar incluso renunciando a una prolongación del ahora, y por consecuencia…de vida.
Y a la vez, ese nirvana o estado de consciencia plena es imperfecto pero justo, y puede llegar a ser cruel y no dar segundas oportunidades.

Es un estado falto de intelectualidad, no se trata de ser más listo o más tonto. Simplemente la intelectualidad existe en darse uno cuenta, es decir, ser consciente de tu ser, tanto de tu corazón como tu mente y cuerpo, que por cierto el cuerpo llega a ser secundario, al igual que el sexo. Y las palabras a las que estamos acostumbrados, se desvanecen debido a la imposibilidad de recordarlas, y entonces aflora la risa como la opción, o mejor dicho reacción más natural y espontanea que podría existir.

Hagamos un descanso;

Lo vuelvo a decir de otra manera.

Una vez rebasada la consciencia, y siempre siendo consciente de ello, no existe ningún tipo de diferencia entre un ser u otro. La balanza y las tensiones por mantener la rigidez de la balanza desaparecen, y simplemente dejas que lo que ocurra, no sea nada más que algo pasajero que ves pasar, sin que te inquiete, algo que se esfuma en la NO memoria. Digamos que cuando eso ocurre es como si mañana no existiese.

Y ahora concluyo;

Es por esto que no transpasamos a esa consciencia plena o Nirvana.
No lo hacemos porque el sistema nos ha obligado a pensar en mañana como seres responsables y maduros que somos.

En el sur, 2017.  Rodalquilar, Cabo de Gata, Almería.

S.Z.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.